Si bien es cierto que cada vez podemos encontrar formatos más grandes de cerámica para revestir los espacios que diseñamos, es claro que cada material tiene su lugar y su proyecto. No todos los proyectos admiten, permiten o requieren una cerámica de gran formato y hay unos que llevan implícita la necesidad de destacar su carácter con cerámicas de formatos pequeños.

Matter Barcelona Alazar

Las cerámicas de pequeño formato, tiene un abanico muy amplio de posibilidades y ventajas en un proyecto arquitectónico y de diseño interior, son un tipo de material muy fácil de manipular por sus dimensiones y peso, lo cual hace que muchos instaladores sepan como colocarla bien y que el resultado final sea muy satisfactorio.

Su formato además permite utilizar gran variedad de colocaciones, sentidos y combinaciones según la pieza que se escoja, puede enriquecer los diseños o ser justamente el elemento principal de un proyecto por su capacidad para personalizar y volver únicos los espacios.

Dentro de los condicionantes de la cerámica encontramos la necesidad de la junta, una separación presente entre cada pieza con mínimo 2mm de espesor. Sin embargo, este aspecto podemos transformarlo en virtud y aumentar las posibilidades del aspecto general de las piezas colocadas. Las juntas pueden convertirse en un elemento de diseño que puede utilizarse para contrastar el color de las piezas cerámicas y para conseguir de esta manera resaltar también las piezas.

Con la cerámica de pequeño formato se puede lograr la sensación de una superficie continua gracias al patrón repetitivo que marca.

Hay muchos tipos de cerámica de pequeño formato, uno de ellos es la cerámica artesanal, esta se presenta como la reina de la personalización de los espacios porque permite variaciones en cada pieza que realzan e intensifican el impacto del espacio en el cual se utilizan. Por este motivo cada vez es más frecuente encontrar este tipo de solución en restaurantes y hoteles que buscan ser originales y crear atmósferas únicas. Con la cerámica de fabricación artesanal podemos conseguir infinitas posibilidades de color y tamaño.

La materia prima de una cerámica de revestimiento es la misma pero su proceso de cocción cambia. Según el tiempo de cocción conseguiremos piezas de mayor o menor resistencia y con diferentes aspectos, podemos destacar las piezas de cerámica artesanal, pero a su vez podemos destacar los excelentes resultados del porcelánico de pequeño formato, que logra excelentes diseños con una gran resistencia.

Si queremos aprovechar los aspectos que identifican la cerámica, ya sea de revestimientos verticales u horizontales, podemos aprovechar las variantes de la colocación que permiten que piezas, como el conocido formato rectangular cambien totalmente los espacios si están colocadas de una u otra manera. Cada opción de colocación, en rejilla, ya sea horizontal o vertical, en espina de pescado, en diagonal, a rompe juntas, en vertical u horizontal, entre otras, genera un efecto diferente y aumenta las posibilidades de este tipo de revestimiento.

Matter Barcelona Abbott

En el mundo decorativo de la cerámica, la calidad que ha logrado la impresión digital consigue que las impresiones decorativas en las piezas pequeñas de cerámica sean otra variante aprovechable y expresiva, encontramos infinidad de diseños gráficos, cada vez mejor terminados, con mejores acabados. Este aspecto personalizable, permite piezas que se adaptan a marcas y proyectos, dándole carácter y personalidad.

El abanico de posibilidades es muy amplio, nada mejor que ver y tocar los materiales para saber si tienen el impacto deseado, puedes conocer mejor estas colecciones en Matter Barcelona.